TIVIT LATAM BLOG

Últimas Publicaciones

Populares

Búsqueda por categoría
TIVIT Latam
Por
marzo 28, 2019

Entérese sobre los riesgos que implica mover aplicaciones a la nube y qué pasos seguir

imagem-destaque-tivit-marco28

La migración de una aplicación a la nube parece ser algo fácil y hoy en día, se ha convertido en un proceso ‘habitual’. En definitiva, elasticidad y flexibilidad son una gran novedad para las empresas y pueden traer varios beneficios. Pero no todas las aplicaciones son creadas de la misma forma. Como todas las cosas de TI, la decisión empieza y termina con factores de riesgo.


Determinar cuáles aplicaciones corporativas deben migrar a una nube es un ejercicio de evaluación de riesgo para los profesionales de TI. Todas las aplicaciones son diferentes, entonces elegir las mejores (y más aptas) depende de muchos factores.


Dr. Reeves, jefe de pesquisa de Gartner Inc. afirma que para saber cuándo una aplicación está lista para ir hacia la nube es necesario analizar tres factores: evaluación de riesgos, selección de camada de nube y evaluación técnica.


“Una cuestión central que ‘empaca’ actualmente la TI es la decisión de cuáles aplicaciones en nube están listas para migrar, cuáles no están y dónde queda la línea divisoria”, añade Reeves.  

Comentaremos brevemente cada uno de esos puntos:

 

Evaluación de Riesgos

El primero y tal vez el paso más importante es evaluar el riesgo de migrar una aplicación a la nube. La idea aquí es identificar elementos “aguafiestas”, que podrían parar inmediatamente la migración de una aplicación.


Si la empresa no está dispuesta a arriesgar la pérdida financiera que podría ocurrir por la pérdida de esta aplicación, entonces no hay razón alguna para llevarla a la nube. Tiene mucho más sentido mover las menos críticas primero.


Usted puede atenuar sus riesgos y usarlos como una ventaja competitiva. No corra riesgos desconocidos, sino riesgos calculados. Otro punto importante es el control de acceso. Esta es la primera línea de defensa contra la violación de datos en nube y una forma de mitigar el riesgo.

 

Selección de la estructura Cloud

Después de decidir cuál aplicación migrar a la nube, el próximo paso es decidir dónde debe permanecer. Esta es una preocupación legítima, pues al poner una aplicación en el lugar equivocado, usted probablemente tendrá que recomenzar todo el proceso.


Algunas empresas deben mantener un alto nivel de control porque no están dispuestas a sufrir por una falla grave del proveedor de servicios. Si las empresas quieren algún control adicional y les es indiferente una menor libertad de personalización, entonces lo más indicado sería una plataforma como servicio (PaaS). Si una empresa no quiere gerenciar la aplicación como un todo, sino solamente los usuarios finales, entonces un software como servicio (SaaS) es lo más indicado.

 

Evaluación Técnica

La evaluación técnica de cada aplicación viene después de que usted seleccione en cuál camada debe residir.

Al final, cuando usted mueve la aplicación a la nube, necesita medir si logró (todo lo que quería) o no. Métrica y medición en estos casos lo son todo.


Finalmente, estar listo para la nube no es algo estático. Su empresa puede estar lista en el inicio o más tarde. Como hemos afirmado, entrar a la nube no es una cuestión de “si voy a entrar o no”, sino de “cuándo y cómo voy a entrar”.

 

Acceso ahora >>

Recibir noticias

Nova call to action
Nova call to action

Comentarios